Club Salud Natural

Comparte,Publica,Socializa,Comenta,Disfruta

La vitamina C es una sustancia hidrosoluble, es decir se disuelve en el agua, es necesaria para el crecimiento y el desarrollo normal del organismo.

Nuestro organismo no tiene capacidad de producir la vitamina C, pero tampoco de almacenarla, es por eso que es importantísimo vigilar la ingesta diaria de alimentos que contengan vitamina C.

En cambio los vegetales y gran parte de los animales producen vitamina C a partir de la glucosa.

Fuentes de Vitamina C

Frutas y hortalizas especialmente las frescas.

Sabías que el Escaramujo es uno de los alimentos que más vitamina C contiene

Funciones de la Vitamina C

Antioxidante

Neutraliza a los radicales libres que son sustancias causantes del envejecimiento celular, deterioro del ADN y cáncer.

Sistema Inmune

La vitamina C aumenta las defensas naturales del organismo que luchan contra las infecciones.

Antitóxica

Neutraliza la acción de diversas sustancias tóxicas como por ejemplo las nitrosaminas de las carnes crudas o poco hechas.

Protector del Sistema Circulatorio

Puede decirse esto, ya que la vitamina C fortalece las paredes de los capilares y las arterias.

Sistema Óseo

La vitamina C interviene en la formación del colágeno ya que es una proteína que alimenta, refuerza y mantiene unidos los tejidos del cuerpo; así puede decirse que la vitamina C es la encargada de mantener la estructura de tendones, ligamentos, cartílagos, huesos y dientes.

Los tendones están formados en gran parte por colágeno tipo I, un elemento que les aporta resistencia. El hecho de incorporar vitamina C a la dieta ayuda a estimular la síntesis del colágeno en el tendón, cartílago y matriz ósea, de esta forma ayuda a que el esqueleto mantenga sus propiedades biomecánicas.

Además mejora la consistencia de huesos y dientes.

Crecimiento y Anemia 

La Vitamina C ayuda a la absorción del hierro, un mineral necesario para el crecimiento y reparación de los tejidos, también necesario para luchar contra la anemia.

Protector de la piel

La vitamina C es un antioxidante y exfoliante que reduce la inflamación e incrementa la síntesis del colágeno, por lo que estimula la actividad de las células de la epidermis otorgando suavidad y luminosidad a la piel.

Estimula la actividad de las células de la epidermis otorgando suavidad y luminosidad. Además, actúa en la formación de anti-radicales libres ya que la vitamina C es un nutriente muy valioso para luchar contra el envejecimiento cutáneo diario.

Inestabilidad de la Vitamina C

Parece ser que la vitamina C es bastante inestable y que el calor, la luz, la deshidratación y otros métodos de procesamiento de los alimentos provocan su destrucción en un porcentaje variable según el método de manipulación.

Situaciones que aumentan el

requerimiento de vitamina C

  • Fumar o la exposición al tabaco y otros humos tóxicos
  • El Estrés
  • Infecciones
  • Heridas
  • Quemaduras
  • Anemias
  • Diabéticos

Artículos Relacionados:

Anatomía de la naranja y sus nutrientes

Visitas: 366

Comentarios

¡Necesitas ser un miembro de Club Salud Natural para añadir comentarios!

Participar en Club Salud Natural

Publicidad

twitter

Facebook

© 2020   Creado por DieteticaExpress.   Tecnología de

Contactar  |  Emblemas  |  Informar de un problema  |  Términos de servicio