Club Salud Natural

Comparte,Publica,Socializa,Comenta,Disfruta

Pedir perdón o disculparse es lamentarse por el daño causado está relacionado con nuestra capacidad de querer a los demás como son y la posible relación en conflicto o rivalidad con nuestra personalidad.

Cuando nos disculpamos aceptamos públicamente que tenemos fallos, que no hemos pensado detenidamente antes de actuar y hemos sido incapaces de prever el daño que nuestro acto o actitud pudiera causar a otros.

El acto de pedir perdón tiene que ver con la culpa que se siente al hacer algo que nos hemos dado cuenta perjudica o hiere a una persona que nos importa.

Las personas que no se disculpan nunca actúan así por que en el fondo son muy narcisistas y el acto de pedir perdón les produce una gran inseguridad, para estos individuos el disculparse es una muestra de debilidad.

Rivalidad y Envidia

Según los expertos, puede aparecer de forma inconsciente cuando los patrones afectivos infantiles no se han elaborado adecuadamente; Rivalidad entre padre e hijo, madre e hija, hermanos, etc.

Esto hace que adultos se ataquen sutilmente en el ámbito social y emocional personal, cuando surgen sentimientos de envidia, celos, rivalidad,... en presencia de personas que se entusiasman y disfrutan de una buena relación consigo mismos y por lo tanto con los demás.

Por supuesto estos sentimientos desequilibrados pueden causar daños mayores e irreparables en las relaciones de pareja, porque los afectos y la fragilidad de unos frente a otros en este ámbito es mucho más intensa.

Cuando la comunicación familiar está basada en la confianza, la sinceridad, la aceptación y reconocimiento de los errores y el perdón mutuo, suele ser porque se ha recibido una educación emocional que ha favorecido el desarrollo emocional y la comunicación cuando se producen los desequilibrios.

La etapa infantil y adolescente ha generado adultos responsables de sus propios actos capaces de construir relaciones afectivas sólidas, individuos que reconocen sus equivocaciones y saben pedir perdón,

una y mil veces porque pueden

superar con más facilidad sus inseguridades, gracias a su madurez y no necesitan refugiarse o escudarse en una conducta narcisista.

Beneficios de Pedir Perdón

Pedir perdón, puede resultar en una liberación, que no es lo mismo que una condonación del daño causado, porque aquí está implicada al menos otra persona, pero la paz interior que siente el que hace este ejercicio puede ayudar a la reconciliación con la persona ofendida, a mejorar, aunque no olvidar.

Perdonar libera del apego, de la rabia y la ira, del resentimiento, el rencor y la venganza, evita muchas depresiones, restaura la energía positiva a nuestro alrededor y mejora la salud física.

Respetar, aceptar a los demás, ejercer la tolerancia, cultivar la empatía es una virtud de personas que han alcanzado un nivel superior, denota valentía, sabiduría, coraje, generosidad y fortaleza interior.

Y aunque pedir perdón no debe significar olvidar, por el simple hecho de que de los errores se ha de aprender, la autoflagelación mental, los sentimientos de culpa y remordimientos también han de ser controlados y desechados para no caer en la enfermedad física y mental.

Patrocinados:

Comprar libro Ho'oponopono Ritual Hawaiano del Perdón

Mis Antepasados Me Duelen (Psicogenealogía y constelaciones familiares)

Visitas: 377

Comentarios

¡Necesitas ser un miembro de Club Salud Natural para añadir comentarios!

Participar en Club Salud Natural

Publicidad

twitter

Facebook

© 2020   Creado por DieteticaExpress.   Tecnología de

Contactar  |  Emblemas  |  Informar de un problema  |  Términos de servicio