Club Salud Natural

Comparte,Publica,Socializa,Comenta,Disfruta

En muchos casos no prestamos atención a la limpieza de nuestra lengua durante la rutina de higiene bucodental. Pero, ¿Sabías que puede ser la clave para evitar complicaciones como la halitosis? ¿Por qué necesito un limpiador lingual? Athenadental te ofrece los equipo dental a un precio barato y de un buen calidad, tales como equipo de rayos x portatil,escareador ultrasonico, compresores dentales libres de aceite, escariador woodpecker.

Una lengua sana tiene un aspecto rosáceo. Si la superficie de tu lengua tiene un aspecto amarillento o blanquecino, es señal de que no está suficientemente limpia. Si no limpiamos la lengua a diario con productos específicos como el limpiador lingual, se formará una película de microorganismos que provocan complicaciones como la halitosis.

Pero, ¿Cómo se tiene que limpiar la lengua? Algunos pacientes usan el mismo cepillo de dientes y raspan la superficie lingual. De hecho, algunos cepillos incorporan en su reverso una parte rugosa para limpiar la lengua. Aunque es un primer paso, no permite una limpieza profunda para eliminar todos los restos de bacterias. El limpiador lingual es un instrumento diseñado específicamente para la limpieza de la lengua. Pero, ¿Por qué necesito uno?

5 razones por las que usar un limpiador lingual
1. Combatir el mal aliento. A pesar de cepillarte los dientes exhaustivamente, sigues teniendo la molesta sensación de mal aliento. ¿Te suena? Muchos pacientes no saben que el origen del mal aliento se encuentra en las bacterias de la lengua.

2. Lengua más sana. Con el limpiador lingual eliminaremos esa capa blanquecina que se va formando en la superficie de la lengua.

3. Prevención oral. No sólo ayuda a evitar el mal aliento. También es clave para prevenir otras enfermedades bucodentales como la gingivitis y la periodontitis.

4. Coste. Se trata de uno de los instrumentos de higiene bucodental más económicos. Además de tener un coste bajo, no se tiene que ir cambiando con tanta regularidad como los cepillos dentales, así que puede durar años.

5. Fácil de usar. El limpiador lingual suele tener dos caras y una forma que se adapta fácilmente a la lengua. Se recomienda comenzar por la parte central de la lengua y realizar movimientos hacia delante y hacia atrás, raspando toda la superficie. Es importante ir aclarando el limpiador lingual para evitar la proliferación de bacterias.

Se recomienda pasar el limpiador lingual después del cepillado. Es habitual que, las primeras veces, notemos una leve sensación de náusea o incluso arcada. En este sentido es importante medir los movimientos y evitar ejercer demasiada presión sobre la lengua. Si combinamos el limpiador lingual con otras técnicas como el enjuague bucal diario, conseguiremos una higiene profunda y un aliento más fresco.

Visitas: 29

Responde a esto

Publicidad

twitter

Facebook

© 2018   Creado por DieteticaExpress.   Tecnología de

Contactar  |  Emblemas  |  Informar de un problema  |  Términos de servicio